mindfulness y psicologia

Mindfulness y Psicología Positiva, cuando la unión hace la fuerza

Sonia Castro Sonia Castro (Psicólog@)

12 agosto, 2022

En nuestro artículo, beneficios del Mindfulness ya vimos cuáles son las utilidades del uso de esta práctica para la vida diaria y por supuesto que también sabemos la importancia del uso equilibrado de las fortalezas personales y de los buenos resultados que se obtienen desde la psicología positiva. 

Pues bien, hoy, en este post vamos a hablar de la poderosa y potente combinación de ambas disciplinas juntas y es que la suma de las partes es un acierto seguro.  

¿Cuál es la misión de la Psicología Positiva? 

“Psicología Positiva es el estudio de las condiciones y los procesos que contribuyen al florecimiento o el funcionamiento óptimo de las personas, los grupos y las instituciones” (Gable y Haidt, 2005). 

"La Psicología Positiva estudia lo que hace la vida más digna de ser vivida” (Peterson, 2008). 

“Psicología Positiva es el estudio científico de la prosperidad humana, y un enfoque aplicado al funcionamiento óptimo. También se ha definido como el estudio de las fortalezas y virtudes que permiten que las personas, comunidades y organizaciones prosperen” (Positive Psychology Institute). 

“La Psicología Positiva es un enfoque científico y aplicado para descubrir las fortalezas de las personas y promover su funcionamiento positivo” (Positive Psychology Program).

Según Seligman y Csikszentmihalyi (2000) antes de la Segunda Guerra Mundial, la psicología tenía tres objetivos básicos: 

  • Curar la enfermedad mental.
  • Fomentar el crecimiento y plenitud en la vida.
  • Identificar e incrementar el talento.

Sin embargo, el objetivo que recibió más atenciones fue el estudio y tratamiento de las enfermedades mentales, sobre todo como consecuencia de las necesidades derivadas de la Segunda Guerra Mundial. 

El objetivo de la Psicología Positiva es el estudio de la otra cara de la moneda, la forma en que la gente siente la alegría, muestra el altruismo y crea relaciones sanas e instituciones, atendiendo de este modo el espectro completo de la experiencia humana (Gable y Haidt, 2005).

Recordemos la imagen de la balanza de la vida, que nos recuerda que es necesario trabajar en ambos lados: 

  1. Reducir el sufrimiento del lado “negativo”.
  2. Aumentar los aspectos y recursos del lado “positivo” que nos dan fuerza para superar dificultades y disfrutar de la vida. 

¿Y el Mindfulness?

Mucho hemos definido y detallado ya en nuestro blog del IEPP el Mindfulness

Para resumir y como concepto clave y definición  nos quedamos que se trata de la focalización de la atención en el momento presente, es un método para conseguir la atención plena, centrándonos en lo que está sucediendo “aquí y ahora”, aceptándolo sin más, sin intentar cambiar, ni juzgar nada. 

Su significadoes plena consciencia. Concentrarse en lo que sucede en nosotros y en nuestro alrededor y saber renunciar al ruido y a las distracciones. 

Te dejo aquí varios artículos y podcast con los que refrescarte la memoria y profundizar muchísimo más en este concepto.

Combinación poderosa de ambos elementos: psicología positiva y mindfulness  

El acercamiento entre las ciencias contemplativas y las ciencias del comportamiento ha abierto numerosas puertas a descubrimientos fascinantes en los últimos años. Uno de ellos es la integración de la atención plena con las fortalezas personales.

Cuando se une el mindfulness con las fortalezas, se genera un efecto bidireccional de apoyo, profundización y potenciación. Las sinergias entre ambos enfoques son múltiples, pero se resumen de la siguiente manera: al estar más consciente de uno mismo, se facilita el uso equilibrado de las fortalezas personales. Al mismo tiempo, al hacer un uso consciente de las fortalezas, se refuerza la práctica del mindfulness. 

Usando una metáfora creada por Ryan M. Niemiec: el mindfulness abre una puerta de consciencia que nos permite acceder a quién somos de verdad. Las fortalezas son lo que encontramos detrás de esa puerta, representando la esencia y el potencial positivo de nuestro carácter. Combinar ambos enfoques enriquece nuestro viaje de exploración y descubrimiento de una vida feliz, plena y elegida a conciencia. 

Al adentrarnos con atención plena en el mundo de las fortalezas desarrollaremos una mayor conexión con el momento presente y podremos poner en práctica nuestras cualidades positivas de una manera equilibrada, estratégica y altamente gratificante.

Si por separado y de forma independiente obtenemos beneficios de cada una de las dos partes, imagínate en conjunto. ¡Es pura sinergia!

Mira este ejemplo que detalló Dafne Cataluña, fundadora del IEPP, cuando habló de las fortalezas y el Mindfulness en nuestro podcast 134.

“El otro día me di cuenta de cómo a veces hiperreacciono con enfado cuando mi pareja no cumple una rutina, en este caso concreto, comer juntos un día a la semana en casa. 

Gracias a la práctica de una meditación que llevé a cabo pude observar varias cosas, por un lado que en esta situación hay una fortaleza que suelo sobre usar (utilizar en exceso): el compromiso, y que a veces me lleva a esperar que los demás cumplan con la palabra con la misma fuerza que yo lo hago, cuando en la mayoría de los casos no es así, y no es por falta de palabra, sino porque en ocasiones el contexto (en este caso el trabajo) hace que no pueda cumplirlo”. 

¿Hay estudios científicos que validen la eficacia de esta combinación?

Nos movemos en un terreno muy novedoso, por lo que todavía son pocos los estudios que puedan acercar conclusiones de este tipo. 

Pero sí hay varios programas que entrenan en Mindfulness y que incluyen aspectos relacionados con la Psicología Positiva y cuyos resultados ya se han publicado en revistas científicas.

  • DIDL (Dharma in Daily Life).  Programa de Smith, de 2 años y de un corte muy espiritual. Resultados, un mayor bienestar subjetivo, bienestar general, mindfulness y la flexibilidad psicológica.
  • PMP (Positive Mindfulness Program). Programa de Itai Ivtzan, que entrena no solo la atención plena, sino que introduce también la autocompasión, las relaciones con otros y otras y/o el sentido vital. Resultados, mejora del bienestar eudaimónico y hedónico, atención plena, sentido de la vida, compasión y gratitud. 
  • Programa MBSP (Mindfulness Based Strengths Practice). El más empleado en el IEPP,  desarrollado por Ryan Niemiec, en este programa contarás con muchos más contenidos sobre fortalezas. 

Este programa MBSP es el que enseñamos en parte en nuestro Curso de Experto en Mindfulness, Psicología Positiva y Gestión Emocional del IEPP y enseña meditaciones y ejercicios que permiten meditar con el enfoque de las fortalezas personales.

¿SABÍAS QUE 8 DE CADA 10 PERSONAS SUFREN ESTRÉS?
IEPP sonrisa naranja
¿Te gustaría enseñar a potenciar la calma y el optimismo?
Certifícate como EXPERTO en Mindfulness
Solicita información y accede a una clase gratuita
meditación
¿SABÍAS QUE 8 DE CADA 10 PERSONAS SUFREN ESTRÉS?
IEPP sonrisa naranja
¿Te gustaría enseñar a potenciar la calma y el optimismo?
Certifícate como EXPERTO en Mindfulness
Solicita información y accede a una clase gratuita
meditación

Sonia Castro
Sonia Castro

Licenciada en Psicología por la UAM. Especialidad clínica y de la salud. Centrada en el campo de las relaciones personales y la escritura, redactando para distintos blogs y con dos libros publicados. Actualmente redactora y creadora de contenido, comunicación interna, comunicación externa, medios y apoyo al departamento de RR.HH en el Instituto Europeo de Psicología Positiva.

0 0 votes
Valoración
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments

También te puede interesar

Mindfulness para empresas

El ámbito laboral se está convirtiendo en un polo de atención de la práctica de Mindfulness, debido al impacto positivo que produce tanto a nivel…

Los peligros del Mindfulness

Si escribimos la palabra “Mindfulness” en el buscador, nos aparecen millones de resultados. Y es que desde hace algunos años este concepto tiene revolucionado a…