sindrome peter pan

El Síndrome de Peter Pan

Sonia Castro Sonia Castro (Psicó[email protected])

7 enero, 2020

“Vivir, esa será mi mejor aventura”.

Peter Pan

Seguro que si cierras los ojos y te pones a pensar, te viene a la mente algún amigo, conocido, familiar o compañero de trabajo que consideras que es muy parecido o incluso igualito al protagonista del famosísimo cuento de Peter Pan. ¿No es así? Yo ya tengo a varias personas en mente… 😉

En este artículo vamos a detallar qué es y en qué consiste lo que se denomina Síndrome de Peter Pan, sus características principales, síntomas y qué se puede hacer si esto está pasando y la persona quiere empezar a cambiarlo.

Lo primero que quiero aclarar es que aunque se llama Síndrome, no se trata de ningún diagnóstico clínico y que su origen se debe al exitoso libro llamado “El síndrome de Peter Pan: los hombres que nunca crecieron”, escrito en 1983 por el psicólogo Dan Kiley.

¿Qué es?

El "Síndrome de Peter Pan" es el síndrome que define a esa persona que se ha quedado anclada en una época infantil, que no es capaz de asumir responsabilidades, evita el compromiso y sólo quiere disfrutar del presente actual y divertirse.

“Si es que no hay manera, que no quiero tener niños, que la vida está para disfrutar del momento, que los compromisos son un rollo, que no es capaz de saber lo que va a hacer hoy, así que imposible que nos diga los planes de la próxima semana… Y ahora le ha dado por hacer lo que hacen los adolescentes, ¡a sus 45 años! Todo el fin de semana por ahí, ligoteando, comiendo comida basura y vistiendo ropa de quinceañero, pero de compromiso ni hablemos, que pareciera que le da alergia… Y mi madre riéndole las gracias continuamente y sus amigos siguiéndole el juego y acatando sus órdenes… no hay forma de hablar en serio con él, si al final gracias a su carisma, siempre se sale con la suya… ¿llegará el momento en el que madure?”

Características

Lo habitual es que se trate de hombres y es que este Síndrome es mucho más frecuente en varones que en mujeres, y cumplen estas características.

  • Les cuesta mucho comprometerse emocionalmente.
  • Se entusiasman muy rápido, pero después de un cierto tiempo les cuesta mucho mantener lo que hacen y mantener esa ilusión.
  • Tienen gran encanto, carisma… lo que les permite salir y escapar con éxito de situaciones comprometidas.
  • Poseen una gran capacidad de seducción.
  • Les cuesta mantener una constancia y ser perseverantes en lo que hacen.
  • Les cuesta asumir las consecuencias de sus actos.
  • Les encanta y disfrutan jugando, divirtiéndose, traspasando límites, pero no son capaces de asumir lo que luego ocurre tras divertirse, jugar y trasponer límites.

Síntomas

Así pues los síntomas que podemos encontrar en ellos son:

  • Hombres de entre 30, 40 y 50 años, es decir con una edad biológica de adulto, pero que continúan comportándose como niños pequeños y adolescentes inmaduros.
  • Consideran el compromiso como un obstáculo a su libertad. Lo entienden como algo negativo y que no merece la pena. Por esto, suelen saltar de relación en relación.
  • Adoran la etapa de la juventud, para ellos es vital y primordial, hasta idealizarla.
  • No se responsabilizan de sus actos, esto es, pretenden que otros solucionen sus platos rotos (de la misma forma que haría un niño).  
  • Sus prioridades y su día a día se centra en recibir, conseguir, alcanzar, pedir y criticar y casi nunca son personas que ofrecen, dan o hacen cosas por los demás. Se les tacha de egoístas y de poco generosos y solidarios.
  • A pesar de que estas personas puedan dar la impresión de que son muy felices y que disfrutan de la vida bajo el lema Carpe Diem, en realidad tienen una gran necesidad de recibir atención por parte de quienes les rodean, familiares, amigos…
  • Tienen una baja tolerancia a la frustración, se enfadan con cierta facilidad cuando algo no sale como ellos quieren.
  • Viven centrados en ellos mismos y en sus problemas, sin preocuparse demasiado por lo que les puede está sucediendo a su entorno cercano y próximo. Se les considera caprichosos, narcisos, algo divos.
  • Suelen tener miedo a la soledad.
  • Aunque puedan dar la impresión de ser personas seguras, prepotentes y arrogantes, en realidad son personas muy inseguras y con una baja autoestima.
  • Siempre ponen excusas y se esconden detrás de mentiras para disimular su incapacidad para crecer o justificar la vida que llevan.

Tratamiento

Como ocurre con la mayoría de los problemas y trastornos psicológicos, antes de hablar de tratamiento, lo primero, primerísimo de todo es que la persona que lo sufre sea consciente de ello, que reconozca y acepte lo que le está pasando.

Una vez aceptado, lo ideal y lo recomendable para trabajarlo y mejorarlo es acudir a un profesional que te acompañe en el camino para:

  • Que te ayude a asumir tus responsabilidades
  • Trabajar tu Autoestima
  • Modificar ciertos pensamientos no realistas
  • Poder tomar las riendas de tu vida y tener la iniciativa para conseguir las cosas que deseas conseguir con esfuerzo y superación

Así que si crees que eres un Peter Pan hoy en día y ello te está incapacitando y generando un malestar y quieres superarlo, no esperes más y solicita a través de este enlace una orientación gratuita con nuestros expertos para empezar a buscar juntos la mejor solución y poder llegar a madurar de verdad y dejar a Peter Pan dentro del cuento.

En el IEPP nuestros profesionales expertos, gracias al MÉTODO FORTE, te aportarán todo lo que necesitas.

Sonia Castro
Sonia Castro

Licenciada en Psicología por la UAM. Especialidad clínica y de la salud. Centrada en el campo de las relaciones personales. Compagino mi vida profesional con mi gran afición, la escritura, redactando para distintos blogs y con dos libros publicados. Actualmente orientadora/responsable de atención al alumno en el IEPP.

guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments

También te puede interesar

Compasión: la imposibilidad de sentir el sufrimiento como ajeno

Cada vez que has ayudado a alguien a levantarse después de una caída, o que has donado algún tipo de material a personas desfavorecidas, si…

Introspección, busca dentro de ti

Índice1 Qué es2 Tips3 Ejemplo de introspección personal4 Cómo practicar la introspección a través de la meditación Qué es Si partimos del significado etimológico y…