tipos de relaciones tóxicas

Relaciones Tóxicas: Origen y Tipos

Sonia CastroSonia Castro (Psicólog@)

No es la primera vez que nos interesamos por este tema tan demandado en las consultas de psicología, antes de entrar en materia, puedes leer nuestro post ¿Cómo puedo saber si estoy en una relación tóxica?

Definición

¿Qué es una relación tóxica?

Una relación tóxica es una relación destructiva, que no es saludable y que a una de las dos partes o a ambas le está generando cierto daño o malestar.

Las relaciones tóxicas no sólo se dan en las relaciones de pareja, pueden aparecer y de hecho también surgen entre miembros de la misma familia, entre amigos, compañeros de trabajo… y en ellas también hay cariño y afecto lo que hace que sea muy difícil romper con ellas.

No hay un perfil claro ni marcado que podamos detallar acerca del tipo de persona que cae en este tipo de relaciones, pero sí encontramos ciertos tipos de relaciones tóxicas que son las más comunes y en las que podemos caer.

Tipos de Relaciones Tóxicas

No sólo encontramos un tipo de relación tóxica. Podemos detallar diferentes tipos. Estos son los principales.

Relación de llenado

Este tipo de relación aparece cuando estás  inmerso en una relación sólo y exclusivamente por el mero hecho de que la otra parte te completa, te llena, y aporta “eso” que consideras que a ti te falta y que tú no tienes…

¡ERROR! Una relación JAMÁS ha de ser la vía para suplir carencias personales. Esas carencias se tienen que trabajar de manera individual y no ha de ser responsabilidad de nuestra pareja rellenar esos vacíos, ni la solución a nuestros problemas personales.

Te Regalamos una Clase

Descubre nuestro Curso de Autoestima y Confianza

Apúntate y descubre técnicas para aumentar la autoestima mediante las fortalezas.

Recibir Regalo

Por favor, métete en la cabeza desde ya que las personas somos seres independientes e individuales que podemos ser exactamente igual de felices o incluso más sin tener a esa persona a nuestro lado. Nadie tiene que completar nada, sino COMPLEMENTAR.

Relación en la que una parte domina y lleva la voz cantante siempre y la otra persona sumisa por completo “deja hacer”. De todos los tipos de relaciones tóxicas que vamos a enumerar, esta es una de las más habituales; esto ocurre cuando una parte se acomoda y deja que la otra persona controle, maneje, decida y además no de manera opcional. Por lo tanto, cuando los roles ya están establecidos, es muy difícil que la persona sumisa adquiera el control y la iniciativa.

¡Mal, muy mal! En el momento en el que en cualquier relación no hay libertad, la relación, ya no es relación, si no una cárcel.

Relación de co-dependencia

Los dos miembros de la relación dependen de la otra persona, esto es, ambos perfiles son sumisos y pasivos y siempre anteponen el bienestar del otro antes que el suyo propio. Dar, dar, dar y nunca recibir. Las necesidades individuales se pierden, se alejan, se olvidan y nunca se satisfacen, lo que va a provocar que a medio y a largo plazo haya malestar e infelicidad por ambas partes.

Relación fundamentada en ideas irracionales

En nuestro blog tenemos diversos artículos acerca de esos pensamientos nada realistas que han acompañado el concepto del AMOR, mitos del amor romántico y que son muchas veces la base de este tipo de relaciones tóxicas.

Relación anclada en el pasado

Si el pasado es parte del presente en tu relación actual, algo no estás haciendo bien.

El pasado sólo es eso, pasado, no lo podemos modificar, y lo más óptimo para nuestro bienestar emocional es aceptarlo, aprender de él y saber pasar página de verdad.

De nada sirve lamentarse, ni frustrarse continuamente por algo que ocurrió o que no llegó a ocurrir. Hacer esto sólo te va a generar dolor, culpa, rabia, resentimiento y mucho, mucho daño. Para evitar caer en esto, debes saber que para estar con alguien tienes que aceptar sus errores y su mochila cargada de experiencias, vivencias y anécdotas de su pasado. 

Mira hacia el presente y de cara al futuro.

Relación en la que la forma de comunicarse es pasivo-agresiva

No sé si conoces de cerca este tipo de relación, es aquella en la que la forma de comunicar no es abierta, sincera, honesta, libre, afable… es una comunicación que se realiza a través de indirectas, de manera hostil y con la intención de manipular a la otra persona y no de comunicar e informar.

Relación donde la mentira está presente de manera habitual

Una relación ha de crearse, basarse y centrarse en la confianza en el momento en el que esto no es así o se pierde, empieza el problema. Omitir, ocultar, falsear…sólo creará barreras, dudas y conflictos.

3 pasos para incrementar
tu bienestar

Descubre una guía con ejercicios prácticos para que aprendas a disfrutar más.

Descargar Ejercicios

Relación basada en el miedo

Por supuesto que en el momento en el que el miedo aparece y domina la relación, hablamos de toxicidad. Las relaciones se mantienen para disfrutar, no para sufrir, ni pasar miedo de ningún tipo. ¿Tienes miedo a dejar la relación?, ¿te da miedo estar al lado de esa persona cuando se enfada?, ¿el miedo a no ser tú cerca de esa persona te bloquea?... Corta y no tengas miedo.

Relación idealizada

Es más frecuente de lo que podamos creer. En este caso los miembros de la relación tienes expectativas totalmente distintas de lo que es o va a ser su relación, normalmente por no haberlo hablado y dejado claro. Si el grado de idealización es lo suficientemente intenso, esto la transformará en un tipo de relación tóxica.

¿Llevas seis meses saliendo con tu pareja y tú estás convencida de que quiere compartir piso contigo y esperas con ansía que llegue el momento, pero te enfadas por que no llega? Igual tu pareja está encantado viviendo solo y ni se ha planteado que viváis juntos…

¿Tienes la sensación de que tu relación de pareja te está perjudicando, casi más que beneficiando?

¿Las personas más cercanas a ti y que mejor te conocen te llevan diciendo desde hace tiempo que estás inmerso en una relación tóxica y muy en el fondo sabes que tienen razón?

¿Quieres poner fin a tu relación de pareja, pero te sientes enganchad@ y no eres capaz de hacerlo?

¿Consideras que has vivido o estás viviendo en primera persona una relación tóxica?

¿Quieres terminar de entender si tu relación es tóxica o no?

Si después de leer el artículo y sentir que las preguntas que te acabo de formular van contigo, solicita una orientación sin compromiso con nosotros, para poner luz y poder marcar ciertos objetivos de cara a salir de ese tipo de relación. Nuestros psicólogos expertos llevan mucho tiempo acompañando a personas como tú, así que no dudes más y solicita una cita.

Sonia Castro
Sonia Castro

Licenciada en Psicología por la UAM. Especialidad clínica y de la salud. Centrada en el campo de las relaciones personales. Compagino mi vida profesional con mi gran afición, la escritura, redactando para distintos blogs y con dos libros publicados. Actualmente orientadora/responsable de atención al alumno en el IEPP.

Comentarios

avatar

También te puede interesar

Tipos de Soledad

No es lo mismo decir “me siento solo” (loneliness) que “estoy solo” (alone), tampoco es lo mismo sentirse solo siempre que hacerlo puntualmente, es diferente…

Problemas de Pareja: “Houston, Houston, mi relación se tambalea”

Hoy sigo escribiendo sobre un tema para mi tremendamente apasionante y en el que he estado mucho tiempo muy involucrada debido a mi experiencia trabajando…